top of page

“si consigues que tu marca cree emociones serás como un equipo de fútbol”


Este era uno de los titulares que han encabezado las noticias del evento MeM. Se trataba de la jornada que dedicamos al Customer Experience Management la semana pasada.

Durante la sesión comentaba que hay compañías que sí se están desmarcando de lo que está pasando en el mercado, a pesar de la crisis. Hablaba de conseguir vínculos entre la marca y el consumidor que hicieran que éste no racionalizara la venta. Lo mismo que hacen los equipos de fútbol, las religiones o los partidos políticos. De nada sirve que un fan del Real Madrid entre a debatir con argumentos racionales con un fan del Atlético de Madrid para convencerlo de cambiarse de equipo. Tampoco valdría de nada este discurso para un practicante de la religión católica que lo convenciese de transformarse en Testigo de Jehová, por ejemplo.

Estamos en un momento de guerra por el tráfico. En las calles comerciales las tiendas se han llenado de pantallas para llamar la atención del viandante y hacer que entre. Sin embargo, como decíamos en anteriores post, marcas como Apple no tienen esos problemas.

Precisamente Samsung ha entendido muy bien este vínculo e incluso ha hecho un vídeo donde ridiculizaba a los fans de Apple. En este spot, se dice que no piensan racionalmente. Cosa que es lo que la marca ha conseguido. En él se puede ver una de las largas colas que los “defensores” de la manzana guardan para hacerse con el recién comercializado iPhone 4S. Los fans de Apple aparecen estereotipados: jóvenes “guapos”, pero sin criterio. De repente, uno de los componentes de la larga cola avista una joven con un móvil en sus manos. “¿Qué móvil es?”, pregunta. “Es un Samsung”, responde uno. “Yo nunca podré tener un Samsung”, contesta lacónico un futuro comprador del iPhone 4S, “soy creativo”, explica.

Ya en el año 98 hubo autores que avanzaron el fin de la economía de servicios y el inicio de la economía de experiencias. Para no competir en precios y que el cliente no racionalice la compra hay que apostar por crear experiencias en esa compra en el plano emocional. Si consigues pasar la barrera y crear un vínculo con el cliente, habrás conseguido para tu marca lo que tienen la religión, los partidos políticos o los equipos de fútbol y no les importará pagar más.

1 visualización0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page